Si sos estudiante, podés trabajar remoto

¿Querés empezar a trabajar pero no tenés tiempo porque estudiás? ¿Querés ganar experiencia pero creés que “no podés estudiar y trabajar” porque se pisan tus horarios? ¿Querés trabajar simplemente para generar un ingreso? Te contamos algo: podés hacerlo sin la necesidad de ir y venir de un lugar a otro. El empleo remoto es la solución para que puedan convivir el estudio, tu vida personal y profesional.

Si alguna vez te viste en la situación de elegir entre estudiar o trabajar, tenés que saber que podés hacer las dos cosas: seguir formándote en lo que elegiste y ganar experiencia laboral. Lo hemos dicho muchas veces y lo seguiremos haciendo: una de las grandes ventajas -sino la mejor- que tiene el trabajo remoto es la posibilidad de manejar tus propios horarios y hacerlo desde cualquier sitio con internet. Se acabó el tener que perder tiempo yendo de la facultad a la oficina o al lugar de trabajo: mientras tengas tu computadora o teléfono y conexión a un WiFi, podés llevar a cabo tus tareas.

Como mentores en Trabajo Remoto y Freelance, te vamos a contar algunos consejos y tips para que busques empleo remoto mientras estudiás y tengas un salario en dólares:

-Buscá trabajos sin horarios. Los empleos sin horarios fijos son ideales para tener una  flexibilidad laboral y lograr el equilibrio educativo-laboral del que te hablamos. Hay varios trabajos que se ajustan a ello, como por ejemplo los vinculados a las tareas de redacción (si te destacás en la escritura y comunicación, es uno de los empleos más demandados), traducción (es clave que tengas un buen dominio del idioma a traducir) y diseño (si sos alguien creativo, tenés manejo de programas relacionados y sabés crear placas o flyers, puede ser una buena opción). En las diferentes plataformas remotas vas a poder optar por desarrollar tareas y proyectos de medio tiempo, freelance o en períodos a corto o largo plazo.

-Empezá con trabajos que no requieran experiencia. Otra de las facilidades que ofrece el empleo remoto es que no se requiere experiencia previa para empezar a trabajar. Tus habilidades (es importante que sepas cuáles son) juegan un fuerte rol a la hora de aplicar en los trabajos y podés aprovechar las que tengas para conseguir empleos que ofrecen tareas sencillas, las cuales no te demandarán muchas horas e irás sumando rodaje para ofertas futuras. Depende cuáles sean esas herramientas y tus conocimientos, por ejemplo, podés desempeñarte como tutor en materias educativas, trabajar en ventas o como creador de contenido en redes sociales.  

-Establecé objetivos para el trabajo remoto. Es imprescindible tener un plan a seguir para lograr el empleo y que este no se interponga con tus estudios. Si decidís empezar en el mundo laboral remoto, no te va a alcanzar con aplicar en cada oferta que veas. Para obtener el trabajo deseado es necesario capacitarse, tener un CV acorde y una estrategia clara a desarrollar. En nuestro “Pack Plata” para comenzar a trabajar remoto desde cero vas a encontrar la forma más rápida de aprender a establecer un plan para conseguir tu primer empleo remoto. Los cursos del pack son grabados y no tienen fecha de vencimiento: están diseñados específicamente para que no interfieran con los ritmos laborales o de estudio y los alumnos los hagan a su propio ritmo.

Si sos estudiante y nunca trabajaste de forma remota, es una gran ocasión para aprovechar este mundo que ofrece grandes oportunidades económicas, personales y profesionales. ¡Podés combinar la facultad, el trabajo y ganar en dólares en tu tiempo libre!

Familia Llorens

Somos Flor, Hector, Berni, Martino & Marga. Somos Cinco Valijas que dejamos Argentina para vivir una experiencia en familia

Compartir en:

Deja un comentario

×

 

Hola, un gusto en saludarte, puedes dejar tu consulta aquí

×